El talento orientado, solo ese y nada mas que ese…

Siempre he pensado que aquellos países que gestionan de manera inadecuada épocas de crisis, o aquellos que en épocas de bonanza no logran establecer fuerzas competitivas para liderar mercados y/o que le permitan una mejor transición o disminución de perjuicios en situaciones de recesión, la causa matriz de esa inadaptación competitiva a las situaciones incomodas es la falta de talento. El talento o ausencia de él, es la casusa y consecuencia muchos de los problemas que en la actualidad tenemos. Es por ello evidente para mí pensar que la bolsa de talento que posea un país o una empresa, es previsorio de cómo será su recorrido en los mercados y nivel de competitividad en ellos, aunque no todos los talentos aportan lo mismo en este sentido.

Encontrareis en mis publicaciones muchas alusiones al talento, como no podría ser de otra forma si habéis leído la introducción al post, si seguís mi blog os habréis encontrado post como TALENTO A PRECIO DE SALDO, o SABER GESTIONAR EL TALENTO, etc., pero si conocéis otras publicaciones, siempre he dedicado mucho tiempo y esfuerzo al estudio, desarrollo y aplicación del talento en las organizaciones.

Hoy me gustaría compartir con vosotros/as aspectos que en ocasiones descuidamos relacionados con este tema. Parece que aceptamos la gran mayoría de personas que nos importa el desarrollo competitivo de las empresas y de las propias personas, que el talento es la fuente o raíz adecuada a partir de la cual se puede plantear  la organización los retos que estime conveniente, o dicho de otra manera, una empresa sin talento con déficit de este, es una empresa que se subordinará a condiciones que en absoluto manejará o desaparecerá en el peor de los casos.

También he comentado en alguna ocasión que no todo los talentos son válidos para todas las empresas o que todas las empresas necesitan del mismo talento. Esto me lleva a pensar que la selección de talento es una herramienta estratégica de indudable valor para los propósitos de las organizaciones, así como para la felicidad del empleado, pero también, que el talento que realmente desea y necesita la compañía es aquel que yo llamo, TALENTO ORIENTADO. ¿Qué es exactamente esto?, pues bien intentaré definiros que es el talento orientado, este concepto para mi es la necesidad de poner un repertorio de competencias profesionales, y actitudes, habilidades y valores, al servicio de los objetivos de la empresa, es decir, orientar todo el bagaje de talento de un profesional hacia la consecución de la misión, visión y objetivos de la organización.

Puede que parezca de Perogrullo, pero no sirve de anda poseer profesionales de gran valía desde la perspectiva funcional si estos no utilizan sus capacidades para ponerse al servicio de las metas que la empresa se plantea. Es obvio que podemos tener una bróker de indudable valor para la compañía pero si esta utiliza su talento para engañar a la empresa pues no creo que sea una buena cosa. Podemos tener a un responsable público con un gran bagaje profesional en cuanto a currículo, experiencia y logros, si en ese puesto su talento lo pone a disposición de su beneficio particular y se olvida de la razón por la que ocupa el cargo, el servicio público, pues tanto talento nunca pudo hacer más daño. Con estos ejemplos, que seguro que cada uno/a de vosotros/as conocéis muchos más, nos lleva a la conclusión de que obviamente en las empresas no solo es necesario tener una cantidad de talento determinado entre nuestros empleados, sino que es fundamental que este esté alineado, orientado , con los retos corporativos.

La orientación de ese diverso, heterogéneo, disperso y en ocasiones abundante talento para conseguir alienarlo con los objetivos empresariales, es función de la propia organización. De ahí lo importante de disponer de procesos de selección, integración, formacion, desarrollo, control que garanticen, que en todo momento, que todo el talento del que necesitamos está al servicio de los retos de la compañía. Para ello será necesario:

  • La aceptación psicológica necesaria de que es necesario para la empresa toda la aportación del trabajador
  • Que su talento ha de ponerlo al servicio de la compañía
  • Que la vinculación empresa-trabajador no es solo temporal o dineraria, ha de ser una vinculación psicológica y social, donde lo que se pide al trabajador es la plena implicación en el proyecto y a la empresas generar las condiciones para que se dé dicha implicación
  • Que el recurso talento ha de ser una prioridad estratégica en las políticas de la empresa
  • Que el talento se ha de desarrollar, no solo poseer
  • Tener definidos cuales son las características del talento que necesita la empresa
  • Que se posea la bolsa suficiente de talento necesario, ni más ni menos, tener más talento del necesario creara problemas de igual entidad que no tener el suficiente
  • Que existan profesionales en la compañía que se encarguen de la gestión y desarrollo de este talento, asi como de su orientación a las metas de la empresa y estos han de poseer un nivel de autoridad y decisión importante dentro de dicha organización

Por lo tanto damos un paso más en el tratamiento de talento en las organizaciones, se acepta como algo compartido por todos los responsables de empresas competitivas, la necesidad de poseer talento como recurso estratégico, no solo para superar crisis, sino para ser más competitivos en cualquier escenario, ahora los que te planteo es que no todo el talento te valdrá para estos objetivos, solo el que este orientado hacia ellos.

 

@rafacera

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s